La semana pasada contrate VTR, porque me cambie de casa, y esta vez opté por el triple pack con 4MB de internet, 350 minutos de teléfono y el d-BOX|PRO que trae DVR para poder grabar programación y sintonizar canales HD.

La sorpresa fue cuando el técnico de VTR llegó con el DVR Motorola DCX3400, y me dijo: “este es de los nuevos, es el primero que instalo de estos“. El DVR en sí es muy distinto al anterior, físicamente es negro con un panel frontal traslucido en donde se proyectan los LED con la actividad y un gran reloj central.

Es más alto, pero más angosto que el Motorola anterior, y un poco más ruidoso producto de su ventilador, pero lo que más llama la atención es la gran cantidad de puertos que tiene. Un USB frontal, otro en la parte trasera, junto con un eSATA, Firewire y conexión a ethernet, audio digital, HDMI y video componente. Obviamente los puertos de entrada vienen bloqueados por software, imagino que por asuntos de propiedad intelectual, ya que permiten guardar en almacenamiento externo el contenido que grabamos.

Pero la principal sorpresa no es lo físico, buscando en internet me encuentro que el Motorola DCX3400 soporta los formatos MPEG-2 y MPEG-4, con sintonizadores de 1GHz, por ende, VTR ya está preparado para poder reproducir video HD en MPEG-4 para futuros productos, y este DVR será el d-BOX|PRO II.

De hecho, confirmé con VTR (por algo soy de SomosBlogs) que la llegada de este nuevo DVR se adelantó unos meses debido a la demanda de servicio, y que pronto se hará el anuncio oficial de las nuevas sorpresas que tienen que ver con productos en alta definición. Por mientras, mi DVR es una caja negra que no tiene diferencias con la anterior, así que me queda estar atento a lo que venga el próximo año para poder sacar provecho a mi nuevo DVR.