Michelle PresidenteAyer era día de elecciones, me levanté más temprano que de costumbre, tenía planeado ir a votar y de ahí pasarme a la casa de la Lily para almorzar. Por eso llegué a las 12 a mi mesa, pensando que me iba a desocupar como a las 1 ó 2, pero increíblemente no había nadie votando, no tuve que hacer fila.

Y así fue en todo Chile, las votaciones se desarrollaron con una tranquilidad y eficiencia que realmente daba gusto votar. Tan rápido que a las 6:15 de la tarde más de la mitad de los votos de todo Chile ya estaban contados y daban como ganadora a Michelle Bachelet.

Nunca me gustó mucho la Michelle, y compartía mi opinión con muchas personas, es que hay que reconocer que ella no era la mejor de las candidatas, por su parte Piñera destacaba por su carisma, pero tampoco me convencía, menos en la segunda vuelta.

Así que temprano supimos quien guiaría mi país hacia el bicentenario, y aunque el tonto de Longueria no lo reconozca, ella gano con una amplia mayoría. Aunque todavía tengo prejuicios, me alegó mucho ver las celebraciones, es que era el triunfo de las mujeres, esa era la mejor razón por la cual celebrar.